Cargando

Si toma mucho tiempo, verifique su conexión y actualice la página.

Turismo

Historia de Hohenau

Hohenau fue fundada el 14 de Marzo del año 1900 por inmigrantes de origen germano, provenientes del sur del Brasil.

Puerto Hohenau, 1911
Puerto Hohenau, 1911

Entre los primeros pobladores figuran los propulsores del Plan de Colonización de esta zona como el señor Guillermo Closs, Carlos Reverchon, los hermanos Ambrosio y Esteban Schöller, quienes son considerados nuestros padres fundadores. Por su importante desarrollo, fue elevada a la categoría de distrito del séptimo Departamento de Itapúa en el año 1.944.

Desde el inicio sus habitantes se dedicaron a la actividad agropecuaria, proyectándose posteriormente en los demás rubros, como la actividad comercial, industrial y artesanal.

Desde la Alemania de Bismark, a la selva paraguaya

En las puertas del siglo XX, entre 1.879 y 1.899, cerca de 2 millones de alemanes emigraron desde su país natal hacia el nuevo continente: América. Muchos fueron a Estados Unidos, donde los aires de libertad y prosperidad fueron piedras fundamentales de la emigración europea. El resto, se establecieron en Canadá, Argentina y Brasil. Si bien las buenas nuevas para la emigración venían del gran país del norte, para los alemanes América era una sola; tierra de libertad, de la propiedad privada, del bienestar, de la igualdad y de los derechos civiles.

Si bien las buenas nuevas para la emigración venían del gran país del norte, para los alemanes América era una sola.

Casa de dos pisos, en Hohenau Puerto, 1912
Casa de dos pisos, en Puerto Hohenau. Familia de inmigrantes, con orquesta.

Los inmigrantes, una vez establecidos en Brasil, empezaron la explotación agro-ganadera de la zona de Río Grande do Sul, de donde proviene la migración alemana hacia Hohenau. El estado brasileño donaba las tierras asignadas para la explotación a los inmigrantes llegados. Pronto, las tierras involucradas en este programa, fueron totalmente asignadas, y la descendencia de estas familias, que eran generalmente numerosas – una vez adulta y casada – requirió la lógica expansión, exigiendo un nuevo suelo virgen.

En esta situación se encontraban aquellos jóvenes brasileños, cuando a fines del siglo XIX supieron – a través de Guillermo Closs y José Ambrosio Schöller – sobre la posibilidad de incorporarse a una nueva empresa cuyo destino era una zona feraz del Paraguay, con suelo selvático, muy rico en madera y entre cuyos tesoros naturales se encontraba la yerba mate, una importante especie autóctona cultivable, cuya explotación implicaba seguridad económica.

La concesión de tierras para colonizar, que fuera otorgada al brasileño Guillermo Closs y al alemán Carlos Reverchon, comprendía selvas y praderas ubicadas en una zona inmejorable del departamento Jesús y Trinidad.

Los fundadores, Guillermo Closs, Carlos Reverchon, y los hermanos Esteban y Ambrosio Schöller

Los fundadores, Guillermo Closs, Carlos Reverchon, y los hermanos Esteban y José Ambrosio Schöller

La fracción está ubicada junto al río Paraná, dónde este tiene un ancho de 1.200 metros y es navegable, a unos 34 kilómetros río arriba de la ciudad de Encarnación y casi frente a la colonia argentina de Corpus.

Primeros Administradores

1900 – 1901Carlos Reverchon / Guillermo Closs
1901 – 1912Carlos Reverchon / José Ambrosio Schöller
1912 – 1924Stephan Schöller
1924 – 1936Christian Kegler
1936 – 1937Luis Therwindt
1937 – 1941Erich Garlepp
1941 – 1943Samuel Ramírez
1943 – 1950Ernesto Webber

Según comentó Arno Endler (yerno de Closs) a Joaquín Krüger, se cree que el nombre de esta colonia fue idea de Guillermo Closs, quien habiendo estado en una elevación, a unos 8 kilómetros del Paraná y mirando al río, dijo sentirse en una “Hohenau”, usando un vocablo alemán que en español se traduce como “pradera alta”, o “campiña elevada”.

La mensura de la colonia fue iniciada el 15 de Abril de 1.899 por Guillermo Closs. Lenta, y con muchas dificultades, culminó el 4 de Agosto de 1.902, debido a que la zona era inhóspita y todavía habían aborígenes guayakíes.

Por mejorar la administración, al principio Hohenau fue dividida en tres áreas o secciones: Hohenau I (Puerto), Hohenau II (Centro – Desde la iglesia hasta el camino a Encarnación) y Hohenau III (Mbarigüy Cuá – desde el camino a Encarnación hasta la balsa del arroyo Capi’ivary. La ampliación de la colonia cedida por el Gobierno permitió extenderla hacia el interior, formándose las secciones IV (Caguarené) y la V (Santa María).

Una nueva ciudad se eleva

Primeros asentamientos en Puerto Hohenau
Primeros asentamientos en Puerto Hohenau

Antes de la asignación de las tierras a la “Colonizadora Hohenau S.A.”, en Agosto de 1.898 llegó al Paraguay Guillermo (Wilhelm) Closs, acompañado por cinco familias, las que en su conjunto formaban un grupo de alrededor 32 personas. Fueron asentadas provisoriamente en el Puerto Trinidad, ubicado un poco aguas abajo de Hohenau, a la espera de que se terminara la mensura y se dieran las condiciones para ubicarlos. Eran las familias Endler, Jäger, Bradz, Grötz y Schärer, entre otras, todas provenientes de Sierra Pelada, Brasil.

Mientras en las costas de Trinidad este grupo esperaba su traslado, el Sábado 14 de Marzo del 1.900, también por agua llegaron de Encarnación quienes serían los primeros colonos; eran las familias de Carlos Deutschmann, Taubert y Guillermo Rhenius. Se ubicaron en el Puerto Hohenau y Deutschmann construyó la primera casa.

Familia pionera frente a su vivienda
Familia pionera frente a su vivienda

En Agosto llegaron ocho nuevas familias, conducidas por Carlos Gutmann, quienes partieron a pie desde Encarnación. Machete en mano, se abrieron camino por el interior del territorio, utilizando antiguas picadas de obradores. Integraban este grupo las familias de Francisco Jachow, Herman Frisch, Adolfo Dressler y Carlos Kuschel. Ese año se sumaron las familias de Guillermo Kuschel y Carlos Schneider.

Homenaje a los primeros labriegos, en la entrada de la ciudad por la Ruta VI
Homenaje a los primeros labriegos, en la entrada de la ciudad por la Ruta VI

Los migrantes provenían de distintos lugares y por diferentes caminos, constituyendo durante los primeros años un flujo continuo de nuevos pobladores. Durante 1.900 se asentaron en Hohenau varios colonos que, junto a sus familias totalizaban 69 miembros, casi todos de origen alemán-brasileño.

Muchos de los que llegaron de Brasil lo hicieron a caballo, y algunos pocos en carros. Entre los primeros que vinieron en carro se recuerda a las familias de Ricardo Wolff, Guillermo Kettermann, Augusto Mohr, Carlos Raatz, Carlos Schramaier, Augusto Miete, Federico Lindemann, Enrique Hamann. Otros hicieron el viaje en barco, recorriendo varios ríos y sus afluentes.


Fragmento extraído del libro “Hohenau, 100 años en las altas praderas”
©Ⓟ2000 Rolando Kegler